Calendario

<<   Mayo 2009  >>
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Categorías

Sindicación

MIS OTROS BLOGS

Alojado en
ZoomBlog
 

16 de Mayo, 2009

LEER GRATIS...7 artículos nuevos.

Por raúl - 16 de Mayo, 2009, 5:11, Categoría: General


 

Your email updates, powered by FeedBlitz

 

"LeerGratis.com" - 7 new articles

  1. Los novios de Alessandro Manzoni
  2. Star Wars The Force Unleashed Novela Gráfica
  3. Decidnos, ¿Quién mató al Conde?
  4. El Menón de Platón
  5. El “abate” Marchena
  6. Escuchando la mandolina de un sacerdote budista de Li Tai Po
  7. ‘Tuareg’, de Alberto Vázquez-Figueroa
  8. More Recent Articles
  9. Search LeerGratis.com

"Los novios" de Alessandro Manzoni


La historia literaria de la península itálica es riquísima. Baste citar a Dante, Bocaccio, Petrarca…… Pero la literatura moderna de ese país - esto es, la que se desarrolla en el idioma italiano normalizado, a partir del dialecto toscano -, como su historia política, es reciente : apenas cuenta dos siglos.


Retrato del autor

Retrato del autor

Precisamente es en ese contexto de aparición de la literatura moderna en el que debe inscribirse “Los novios, narración a la que la crítica ha designado creadora de la novela italiana y que le ha valido a su autor, Alessandro Manzoni (1.785 â€" 1.873), la calificación de uno de los más importantes escritores en esa lengua.

Manzoni, nacido en Milán, en el seno de una familia intelectual â€" su abuelo materno era Cesare Beccaria, uno de los más importantes juristas de su tiempo - , fue educado en el interés por la literatura y los clásicos. Influido por las corrientes nacionalistas de su época, comprendió pronto que, para que su obra tuviera amplio eco, debía escribir en el nuevo italiano que se imponía, que era el hablado en la Toscana, y se marchó a vivir a Florencia.

Estéticamente son los años en que el Romanticismo regía la literatura y la obra de Walter Scott constituía el ideal de novela. No obstante, debe señalarse que el romanticismo italiano nunca fue tan extremo como el francés o el español, en su momento, sino que siempre se impuso la moderación expresiva y sentimental.


Tras algunas obras iniciáticas, como las odas patrióticas “Marzo 1.821” y “La proclama de Rímini”, y la tragedia “El conde de Carmagnola”, entre otras, Manzoni comienza a pensar en escribir una novela. El escritor atraviesa momentos difíciles, con sus amigos encarcelados por cuestiones políticas, él mismo frustrado por los mismos motivos y presa de crisis nerviosas, su mujer enferma, y busca refugio en la lectura.

De entre los libros que llegan a sus manos, le interesa sobremanera “Historias milanesas”, de Bipamonti, entre las que le llama la atención la de un cura aldeano al que se le impide celebrar un matrimonio. Será el origen de “Los novios”, publicada en 1.842.

La novela, ambientada en un pequeño pueblo al lado del lago Como, en el contexto histórico del siglo XVII, en plena dominación española, cuenta la historia de los humildes campesinos Renzo Tramaglino y Lucia Mondilla, enamorados que desean casarse. Don Rodrigo, señor del lugar, se opone a la boda y obliga al cura, don Abbondio, a no celebrar el matrimonio.

Alessandro Manzoni

Alessandro Manzoni

Entonces, Lucia huye con su madre y Renzo marcha a Milán para solicitar ayuda. El cacique ordena raptar a la heroína, pero su captor se apiada de ella y la libera. Entretanto, la región está asolada por la peste y la guerra. Don Rodrigo muere y, tras algunas vicisitudes más, Renzo y Lucia logran, por fin, casarse.

El autor, que utiliza el recurso cervantino del manuscrito encontrado, expone â€" a través de la dominación española â€" una velada crítica al Imperio austriaco, que en aquellos momentos colonizaba la Lombardía. La ubicación en el pasado se debe, sin duda, al deseo de alejar temporalmente el ataque al invasor, pero, sobre todo, a la influencia de Walter Scott, cuyo éxito hacía pensar al escritor que el género histórico era el mejor medio para lograr el éxito de público. Además, el siglo XVII resulta ser un trasunto de la contemporaneidad del autor, pues este presenta un cuadro de ambientes y personajes que le sirven de pretexto para analizar críticamente su época.

Los personajes, entre los que, aparte los protagonistas, destaca el magistral don Abbondio, presentado irónicamente, que es el párroco que no asume su misión y cuya cobardía es el estímulo de la intriga principal, muestran una novedad. Era costumbre en la época que los héroes narrativos perteneciesen a las clases altas y que estuviesen determinados en su carácter por ello. Pero en la obra de Manzoni los protagonistas son de clase baja y, por eso, no tienen que cumplir un destino heróico, sino llevar una vida cotidiana normal, en el marco de una realidad social cuyas costumbres se hallan, por otra parte, espléndidamente reflejadas. Ello obedece sin duda a un rasgo característico de la personalidad del novelista : su compasión por los humildes.

Por otra parte, es también destacable la caracterización de los personajes. Renzo y Lucia , aunque individualizados, son erigidos en arquetipos representativos del mundo social al que pertenecen, en el que los poderosos se constituyen en contrapunto de los humildes, a modo de actores que, con sus intrigas, resaltan la correcta trayectoria humana de los protagonistas. Sobre todos ellos, como verdadero eje de la narración, está la Providencia â€" recordemos que Manzoni, tras una crisis juvenil, fue en su madurez ferviente católico â€" que guía la historia hacia un final feliz.

Los Novios

Los Novios

En este sentido, hay que señalar que es precisamente la fe la verdadera protagonista de la obra. La muestra más evidente de ello la sitúa el autor al final de la misma, cuando señala : “…..Concluyeron que los problemas vienen, sí, porque les damos motivo para ello ; pero que la conducta más cauta e inocente no es suficiente para mantenerlos lejos ; y que cuando vienen, con culpa o sin ella, la confianza en Dios los dulcifica, y los hace útiles para una vida mejor. Esta conclusión, aunque la encuentre la gente pobre, nos ha parecido tan justa, que hemos pensado en ponerla aquí, como el jugo de toda esta historia”.

No obstante, aunque la obra tiene la intención crítica que hemos mencionado y, sobre todo la lección moral que acabamos de citar, éstas va poco a poco perdiendo peso ante la calidad literaria con que la narración está escrita. En este sentido, destacan sobremanera las descripciones de la naturaleza, y en especial el llamado “Addio, monti” de Lucia, que la crítica califica de “espléndido interludio lírico donde el dominio estilístico manzoniano logra transmitir una nostalgia y vibración emotiva al paisaje”.

En suma, “Los novios” es considerada dentro de Italia como verdadera obra maestra de su literatura y como una de las cimas de la novelística europea del siglo XIX. Nosotros, de acuerdo con el resto de la crítica europea y sin restarle mérito, nos limitamos a calificarla de excelente novela, pero no nos atrevemos a tanto.

Imagen Alessandro Manzoni: Eloquence en Wikipedia
Imagen Los Novios: bp
Imagen Manzoni: Gabor en Wikipedia



Star Wars The Force Unleashed Novela Gráfica


Star Wars The Force Unleashed (la fuerza liberada) es el proyecto multimedia de Lucas Arts más esperado este 2008. El lanzamiento del video juego del mismo nombre se retrasó más de un año, para que no restara importancia al proyecto paralelo de la película animada Clone Wars. Incluso las figuras de acción de The Force Unleashed de Hasbro salieron el 2007, por los 30 años del episodio IV: Una Nueva Esperanza. La historia de la novela gráfica es la misma de las escenas de corte del video juego.


Star Wars The Force Unleashed

Star Wars The Force Unleashed

Los eventos de este relato comienzan desde la orden 66 o purga de los Jedi hasta 2 años antes de la batalla de Yavin. Darth Vader es enviado al planeta de los wookiees Kashyyyk a eliminar a un caballero Jedi Kento Malek. En esta incursión descubre al hijo de este personaje Galen, de apenas 5 años, lo recoge para entrenarlo en secreto, sin que se entere el emperador. Vader receloso de su aprendiz lo traicionará dos veces, con lo que el joven se unirá a los Jedi supervivientes y enfrentará a los Sith al final.

El origen del nombre Starkiller: Cuando George Lucas tuvo listo su primer libro sobre la guerra de las galaxias, apellidó a Luke Skywalker, Starkiller y el resto de personajes principales eran distintos en su concepto visual de la trilogía clásica. Este nombre tan impactante quedó sin un personaje que lo porte oficialmente, hasta que fue adjudicado como nombre codificado del aprendiz secreto de Darth Vader, cuyo alter ego es Galen Malek, hubo un personaje inicial femenino en 1976 llamada heroína Starkiller.

El apellido Starkiller es retomado más de 30 años después para presentar a un personaje que reúne todos los poderes de la fuerza, pasando por aprendiz Sith a caballero Jedi, bajo la tutela del general Rahm Kota. Starkiller vence a Vader en un duelo de esgrima y llega a derribar al emperador Palpatine, sin embargo se abstiene de matarlo con ira para no caer de nuevo en el lado oscuro. Al final de la novela, Starkiller se enfrenta a Palpatine en un duelo de rayos de energía donde el joven colapsa mortalmente.


En esta aventura participa el padre adoptivo de Leia, Bail Organa, Mom Mothma, líder de la rebelión y otros personajes como rehenes en la primera estrella de la muerte, que son salvados del poder del imperio gracias al sacrificio de Starkiller. Leia de 17 años aparece en este episodio rescatada de imperiales por Starkiller, ella, Bail y los demás dignatarios de la rebelión escogen el escudo heráldico Star bird, de la familia Malek como emblema de la rebelión en homenaje al héroe que venció a los Sith.

Varios duelos y misiones: En el video juego y la novela, Vader encarga misiones a Starkiller para acabar con caballeros Jedi sobrevivientes, así Malek vence a Kota y a Shaak Ti, miembro del Concejo Jedi refugiada en Felucia, pero no llega a matar a ninguno de ellos. El joven tiene más poderes que Darth Vader representados en la habilidad para arrojar rayos de energía, porque las partes biónicas de Anakin no le dejan liberar este poder, pues causaría un corto circuito en los brazos cibernéticos.

La calidad del dibujo es impresionante en esta novela en cómic, cuyo referente en video utilizó a actores como Sam Witwer para Starkiller, y a la bella modelo Natalie Cox para la piloto imperial Juno Eclipse, de quien Galen se enamora. La historia redime a Malek del lado oscuro y lo vincula al escudo de la rebelión, cuya historia era desconocida hasta antes de este proyecto multimedia. Como este aprendiz debe permanecer clandestino, por orden de Vader se enfrentará a contingentes de soldados y vehículos imperiales.

The Force Unleashed

The Force Unleashed

Starkiller cuenta con la nave Rogue Shadow para seguir el itinerario de sus misiones, un droide llamado Proxy que tiene registros de datos de agentes imperiales, de los Jedi, cuenta con una programación para adoptar por medio de hologramas la figura de cualquier personaje del entorno, a menudo representa a Vader cuanto el señor oscuro se comunica con Galen. Proxy cuenta con un programa de entrenamiento de esgrima para su amo Starkiller, y llega a enfrentarse a Vader quien lo vence y desactiva.

El balance de la historia: El relato comienza cuando Juno Eclipse y Bail Organa rescatan y reactivan a Proxy en un paraje nevado, Proxy les cuenta sus aventuras con Galen hasta que es desactivado al intentar pelear con Vader usando el estilo de combate de Obi Wan Kenobi en el episodio 3, luego que terminan sus memorias, Juno empata la historia hasta el final de los eventos. El relato presenta la fuerza en su máxima expresión ya que mediante la telekinesis, Galen hace estrellarse a un enorme destructor estelar.

Star Wars

Star Wars

El duelo final entre los Jedi y Sith, con Galen del lado luminoso, es simbólico, sirve para plantear la posibilidad de que el lado oscuro puede ser vencido y que la rebelión tiene el potencial suficiente para derrocar al imperio, por la analogía del emblema que constituye Galen Malek, un usuario de la fuerza con sus poderes llevados al máximo. Vader queda magullado con su traje exponiendo sus partes biónicas y aún el emperador se recupera de la explosión causada por Malek, que avería la sala del trono.

La primera estrella de la muerte aparece inacabada, pero ya es un arma de peligro conocida por la rebelión. La única incongruencia con la línea de tiempo es hacer que Bail Organa esté conocido como uno de los rebeldes por el mismo Palpatine, esto habría hecho que el rey de Alderaan fuera depuesto del cargo, o su planeta sea invadido antes de los eventos del episodio IV. El argumento salva este impase y para todos los seguidores de la saga es otra oportunidad de investigar el Universo Expandido.

Conclusión: La historia de The Force Unleashed presenta por primera vez a un personaje llamado Starkiller, nombre guardado desde los guiones originales de Star Wars antes de que se estrenara la primera película en 1977. Este protagonista es el personaje sensitivo a la fuerza que la emplea en su máxima expresión, reuniendo los poderes del lado oscuro y el lado luminoso, pero al final redimiéndose para ser símbolo de la rebelión cuando se elige a su escudo familiar como emblema de la misma.

Imagen 1: Dark Horse
Imagen 2: Wallpaperez
Imagen 3: Wikia



Decidnos, ¿Quién mató al Conde?


Hoy es todavía un misterio el asesinato del conde de Villamediana. Éste, amigo de toda clase de fanfarronerías huecas que sólo servían para procurarle enemigos, se había labrado tantos y tan importantes de ellos que nadie se preocupó de quién era su asesino. Sencillamente, se limitaron a respirar aliviados ante la desaparición de tan incómodo personaje.


Don Juan de Tassis y Peralta, segundo conde de Villamediana, había nacido en Lisboa, en 1.582. Su padre era correo mayor de Felipe II, cargo que nuestro personaje heredó. Desde muy pronto se aficionó a las letras, ejercicio para el que no le faltaban cualidades. Tómese en cuenta que estamos hablando del pleno Siglo de Oro de nuestra literatura, cuando para destacar en ellas no bastaba con juntarlas con cierta corrección. El mismo Lope de Vega le mostró su respeto como escritor.

Paseo del Prado

Paseo del Prado

El problema de Villamediana era que, más que utilizar su talento para componer hermosos versos â€" que también los tiene -, lo usaba para escribir pullas contra quien le pluguiese, granjeándose así la enemistad de casi todo el mundo. Valga un ejemplo para demostrarlo : cuando regresó de uno de los dos destierros a que fue condenado por el rey, escribió este epigrama :

“Llego a Madrid y no conozco el Prado
y no lo desconozco por olvido,
sino porque me consta que es pisado
por muchos que debiera ser pacido.”

Es indispensable señalar que alude al Paseo del Prado, zona de recreo de la alta aristocracia e incluso de la Corona.


Era el conde de esas personas que ansiaba “epatar”, impactar en los demás, y para ello no dudaba en ofender a quién terciase, incluido el rey. Pronto lo veremos. De momento, debemos señalar que fue uno de los más agrios oponentes del todopoderoso conde-duque de Olivares.

Gastizo y libertino, se jactaba de hacer ondear la cornamenta de media aristocracia de la corte y parece que no le hacía ascos a ningún sexo. Sus aventuras nocturnas â€" a veces en compañía del propio monarca â€" eran constantes. Pero, a pesar de ello, tampoco dudó en acrecentar la testuz de tan regia persona.

Rey Felipe IV

Rey Felipe IV

Efectivamente, era conocido por todo Madrid que ambos compartían amante, doña Francisca de Tavora. Ésta no vaciló en regalar a Villamediana una joya obsequio del rey, circunstancia que el provocador conde aprovechó para presentarse luciéndola en audiencia real.

Ante tal atrevimiento, optó el monarca por ir, disfrazado de criado, a casa de su amante. Allí estaba Villamediana, que, dándose cuenta de quién era el fingido doméstico, lo trató despectivamente e incluso lo pinchó con una daga para “darse el gusto de ver correr un poco de sangre de los Habsburgo”. El rey, humillado y confuso, huyó. Acto seguido, envió al poeta fuera de la corte, orden que éste desobedeció y, no sólo eso, sino que compareció ante el soberano con otra joya que llevaba la inscripción “Más penado, menos arrepentido”.

De todos modos, lo que hemos narrado hasta aquí no es nada en comparación con el siguiente paso de Villamediana. Visto que sus atrevimientos no parecían tener castigo, optó por comenzar a asediar….¡A la misma reina! Para ello, le compuso una comedia, “La gloria de Niquea”, cuya representación, absolutamente fastuosa, sufragó él mismo. En plena apoteosis escénica, aparecía la soberana sentada en un lujosísimo trono, en calidad de diosa de la hermosura.

Hay que precisar, en relación con los dispendios de nuestro personaje,  que eran ingentes. No había un prestamista en todo Madrid que no lo conociese. Otro motivo para asesinarle.

Luis de Góngora

Luis de Góngora

Pero, siguiendo con nuestro relato, parece ser que el pobre rey comenzó a tener la mosca sobre la oreja. En otra ocasión, Villamediana salió a picar un toro en presencia de los soberanos y la reina dijo : “Pica bien el conde”, a lo que Felipe IV respondió : “Pica bien, pero pica muy alto”. Entretanto, a tal envalentonamiento llegó nuestro hombre, que se dice que provocó un incendio para salvar él, en sus brazos, a la reina.

Y, con motivo de un concurso poético, presentó un soneto acróstico, cuyos versos iniciales decían “a Isabel, mi amada”. En otra ocasión, apareció en un festejo real con un traje en el que se leía, bordado, “son mis amores reales”.

En vista de todo esto, no es de extrañar que Luis de Góngora, de quién Villamediana se puede considerar discípulo poético, escribiese a la muerte del conde la famosa letrilla:

“Mentideros de Madrid,
decidnos, ¿Quién mató al conde?,
ni se sabe, ni se esconde,
sin discurso, discurrid :
Dicen que le mató el Cid
por ser el conde lozano.
¡Disparate chabacano!
La verdad del caso ha sido
que el matador fue Bellido
y el impulso soberano”.

Como quiera que fuera, es indudable que el provocador conde de Villamediana se había ganado, por sus propios méritos, tantos enemigos que no resulta fácil discernir cuál de ellos pudo matarlo. Deudas, maridos engañados, amantes despechadas, literatos a los que injurió, enemigos políticos…. En fin, la lista sería muy larga.

Además, es de justicia señalar que - aún dada la gravedad de este caso por el carácter nobiliario de la víctima, hecho que para la sociedad de la época constituiría un baldón - , por entonces, se cometían en Madrid tan frecuentes asesinatos que éstos eran la comidilla diaria: en sólo quince días, hubo en la capital ciento diez muertes violentas de personas.

Marqués de Santillana

Marqués de Santillana

De cualquier modo, nadie se preocupó de investigar el asesinato y, como decíamos, muchos aristócratas respiraron aliviados al ver a sus mujeres e hijas (también hijos) a salvo de tan gran seductor.

Quizá arroje un poco de luz sobre el suceso la novela que Antonio de San Martín escribió en 1.884 sobre Quevedo, en la que introduce a nuestro conde y describe su asesinato. Dice que los matadores fueron Ignacio Méndez y Alonso Mateos, quiénes habitualmente realizaban las tareas sucias del conde-duque de Olivares. Lo que no indica es si aquéllos obraron por orden directa del valido o si éste había recibido a su vez un mandato de más arriba.

Lo que es indudable es que el conde de Villamediana, excelente poeta, como ya hemos señalado, es hoy más conocido por las polémicas que rodearon su vida y su asesinato que por su obra literaria.

Imagen Paseo del Prado: Zaqarbal en Wikipedia
Imagen Felipe IV: Luestling en Wikipedia
Imagen Luis de Góngora: Eloquence en Wikipedia
Imagen Marqués de Santillana: Escarlati en Wikipedia



El Menón de Platón


Platón

Platón

Platón (427 a.C.-347 a.C.), cuyo verdadero nombre era Aristocles, nació en Atenas y fue el principal discípulo de Sócrates, a quien representó como héroe en los diálogos de su obra La República. En el diálogo El Menón, Sócrates enseña la naturaleza de la virtud a Menón, un joven aprendiz del sofista Gorgias, que representa la competencia entre la filosofía que buscaba la verdad y la retórica cuyo único fin era la persuasión sin interesar una base ética en los argumentos.

Para ilustrar sus argumentos y liberar a Menón de la influencia sofista, Sócrates recurre al ejemplo del esclavo que “recuerda” la fórmula del cuadrado, al símil de la recta para dividir la opinión y la ciencia, y el mito de la caverna, alusión al destino de Sócrates y una forma de hacer preferir la verdad en el alma de este joven en vez de los vanos honores de un mundo basado en apariencias, recogidas solo por la experiencia sensible. El método de Sócrates se mezcla con la dialéctica de Platón.

La mayéutica: La madre de Sócrates era partera, y este filósofo llamo a su método mayéutica por analogía al parto, ya que buscaba hacer que el alumno diera a luz las ideas en su interior, lo cual también es doloroso pues inferir requiere esfuerzo. Esta teoría se apoya en la transmigración de las almas, que sostiene que el ser humano recuerda conocimientos de vidas pasadas, una justificación de la reencarnación también. Por ello el esclavo, no debía haber sido enseñado en matemáticas antes.



Sócrates guía al esclavo a la respuesta de la fórmula y convence a Menón de que la virtud no es enseñable, ni tampoco viene por experiencia, sino que es un favor de los dioses. Por ser de origen divino, la virtud es buena y bella, se corresponde y sigue la idea del Bien, que es la idea superior en la constelación del mundo de las ideas que creía Platón. Por eso dice Sócrates a Menón, que la virtud no se define con un enjambre de virtudes, sino que se subordina al bien, fin superior de toda acción.

Para Sócrates, el alumno aprende de sí mismo no del profesor, pues obtiene un conocimiento universal y necesario, lo que requiere tomar distancia del conocimiento sensible. Sócrates se llamaba partero de ideas, a él como Platón le interesaba el diálogo, es decir que la verdad puede nacer a través de un logos o dos. El cierre ocurre cuando una parte cree saber la verdad y pierde interés por el diálogo. El esclavo aprende como en sueños, pues todo alumno conoce al mirar dentro de sí mismo.

El símil de la recta: Según Platón el conocimiento es como una recta que se divide en dos partes; la primera mitad es la opinión o Doxa y la segunda el conocimiento, ciencia o episteme. A su vez el primer segmento se divide en 2 partes eikasia o conjetura y pistis o creencia. En el caso de la conjetura, el concepto del conocimiento es una sombra y en la creencia tenemos imágenes de estos objetos. La Doxa es un conocimiento de oídas, de segunda mano, que no ha sido verificado.

Sócrates

Sócrates

La creencia no se puede fundamentar por repetición de la experiencia, pues ninguna experiencia va a ser igual a la precedente. La creencia busca ascender a un conocimiento general. En la segunda mitad, también hay dos partes, en la primera llamada dianota o razonamiento están las cosas que son objeto de la experiencia como imágenes para ir de las hipótesis a las conclusiones. En el Menón, Sócrates considera a la transmigración de las almas una mera hipótesis de la que no está seguro.

El segmento final es el del Nous o la intuición, que a diferencia del razonamiento no requiere de tiempo para ver las consecuencias de las hipótesis. El nous se funda en lo inmediato, su conocimiento es no hipotético, es decir de las cosas que se aceptan por dadas, como los axiomas para el matemático. La virtud como un conocimiento supremo se intuye por gracia de los dioses, no se enseña como proclamaban los sofistas, quienes solo buscaban el éxito en el ágora.

El mito de la caverna: Platón cuestiona el conocimiento sensible con el mito de la caverna, donde supone que los hombres viven atados mirando sombras de objetos, que a la vez son representaciones de los objetos de la realidad. Estas sombras son proyectadas por un fuego hacia la pared de la cueva. Los hombres engañados hacen concursos sobre sus percepciones de lo que creen conocimiento. Se libera a uno solo de estos hombres o se le despierta, se le hace mirar el fuego, lo que le causa dolor y sufrimiento.

Platón y Aristóteles

Platón y Aristóteles

Luego este hombre es llevado a la salida de la caverna para ver el sol y la realidad, con asombro contempla la verdad, regresa para enseñar a sus congéneres, liberándolos y conduciéndoles al fuego; pero estos, rabiosos le matan. Esta es una representación de lo que fue la vida y muerte de Sócrates. El sol, simboliza la idea del bien, a la cual se subordinan las otras entidades del cosmos y todas las virtudes. Con esta alegoría del destino de Sócrates, se busca descontaminar a Menón de la influencia sofista.

Se puede enseñar a ver el fuego al alumno, pero el debe llegar por su cuenta a ver el sol. El ascenso a la idea del bien es personal, el hombre se voltea hacia sí mismo para conocer. Este rol de enseñanza corresponde al Estado, por eso es un diálogo de la República, pero viendo la historia universal nos enteramos de tantas dictaduras que se preocuparon de desinformar a su población y maquillar la verdad. El hombre virtuoso de Platón seguirá la idea del bien, como inspiración de su virtud.

Conclusión: La retórica que buscaba el éxito de los oradores al margen de la ética de sus fines fue duramente combatida por Sócrates y Platón. Los sofistas no fundamentaban el conocimiento que brindaban a sus alumnos, es con este diálogo que se traza la división del mismo entre opinión y conocimiento no hipotético. Platón enseña que en la conciencia del hombre está la intuición de lo bueno, bello y justo, pues es gracia de los dioses que la gente virtuosa siga como guía la idea del bien.

Imagen Platón: Jastrow en Wikipedia
Imagen Sócrates: Geni en Wikipedia
Imagen Platón y Aristóteles: Auréola en Wikimedia



El “abate” Marchena


Existen personas que no hallan acomodo en su tiempo. Pertenecen a otra época, bien por tener un modo de vida más acorde con épocas pretéritas, bien por poseer unas ideas muy avanzadas para su momento y lugar. Son poco entendidos por la sociedad y, por el mismo motivo, marginados por ella. En acertada calificación de Menéndez Pelayo, en una de sus obras, nos encontramos ante heterodoxos.

J.J. Rousseau

J.J. Rousseau

Éste es, sin duda el caso de José Marchena Ruiz de Cueto (Utrera, Sevilla, 1.768 â€" Madrid, 1.821), más conocido como “abate Marchena”, un espíritu avanzado para su tiempo, que vivió dando tumbos de un lado para otro, sin ser aceptado en ninguno.

De familia acomodada â€" su padre era fiscal del Consejo de Castilla -, nunca aceptó lo que ésta le tenía programado : se negó a ser eclesiástico y partió a Salamanca para estudiar Leyes. Allí entró en contacto con la escuela poética salmantina de José Cadalso y Meléndez Valdés y comenzó a escribir poesía.

En Salamanca se inició en la cultura francesa y empezó a imbuirse de las ideas de Rousseau y Voltaire La posesión de las obras de estos autores â€" entonces prohibidos â€" le causó un proceso inquisitorial, al que contestó con una “Oda a la Revolución Francesa”. Ello enconó aún más a la Inquisición y se vio obligado a huir a Francia.


Llegado al país vecino, se instala en Bayona, desde donde publica la “Gaceta de la libertad y la igualdad” y la proclama revolucionaria “A la nación española”, que se introducen clandestinamente en España. Por entonces, se traslada a París y entra en contacto con los girondinos â€" los revolucionarios más radicales â€" y, por recomendación de uno de sus líderes, Brissot, trabaja para el Ministerio de Asuntos Exteriores redactando propaganda revolucionaria destinada a España. Al caer este grupo político en desgracia, en 1.793, es perseguido por Robespierre. Detenido, se libra de la guillotina, pero es encarcelado en la prisión de Conciergerie.

Tras la caida del despiadado cabecilla, es puesto en libertad y colabora con los jacobinos. Pero pronto se distancia de ellos, publicando panfletos en su contra. Tras la sublevación realista del 13 de vendimiario, es de nuevo detenido, acusado de ser uno de los instigadores de la misma. En 1.796, se le deporta a Suiza.

La Inquisición por Goya

La Inquisición por Goya

Al año siguiente, regresa a Francia y, tras colaborar en la prensa y publicar “Ensayo de Teología”, es de nuevo encarcelado. Pero es puesto pronto en libertad y se entrega a la escritura. Publica en español “El contrato social”, de Rousseau y un “Fragmentum Petronii”, una supuesta parte desconocida del “Satiricon” de Petronio que, en realidad, había escrito él mismo. El muy pillastre, en vista de que éste había colado, se inventa unos falsos poemas de Catulo, pero esta vez es descubierto.

En 1.808, con la invasión francesa de España, regresa como secretario del general Joachim Murat. Aquí ejerce como ideólogo y panegirista del régimen del rey José. Pero, con la derrota gala, huye de nuevo al país vecino. Allí se dedica de nuevo a traducir las obras de Montesquieu y Voltaire.

En 1.820, con el triunfo del pronunciamiento liberal de Riego, retorna a nuestro país. Aquí, publica su “Discurso sobre la ley de monacales”, texto de un liberalismo exaltado. En 1.821, murió en Madrid.

La libertad guiando a los revolucionarios

La libertad guiando a los revolucionarios

Era Marchena, como hemos dicho, hombre de ideas exaltadas para su época, aunque hoy nos parecería conservadoras. Enemigo a ultranza del clero, al que acusaba de la decadencia de España, en combinación con el poder político,se le puede atribuir el mérito de haber dado a conocer en castellano a los grandes ideólogos de la Revolución Francesa : Montesquieu, Voltaire y, sobre todo, su admirado Rousseau.

También ejerció de crítico literario. A él se debe una especie de antología de nuestra literatura clásica, “Lecciones de filosofía moral y elocuencia”, precedida de un importante prólogo â€" “Discurso sobre la literatura española” â€", en el que expone sus ideales clasicistas, aunque admite del movimiento romántico, entonces en ciernes, la tesis de que la literatura es emanación y reflejo del espíritu y costumbres de un pueblo. Y, como no, aprovecha para criticar la intolerancia ideológica del clero.

Toma de la Bastilla

Toma de la Bastilla

Además de una incursión en el teatro, con las tragedias “Polixena” e “Hipócrates”, se le considera un notable poeta. Probablemente, de cualidades desperdiciadas entre tanto panfleto político de circunstancias.

Indudablemente fue este Marchena un personaje singular. Llamado “abate” sin haber profesado nunca voto religioso alguno â€" probablemente el calificativo le viniese por todo lo contrario - , provocador hasta el punto de la insensatez â€" estando preso en París enviaba misivas al fiscal general y al mismísimo Robespierre con el mensaje “tirano, me habeis olvidado”, en alusión a que no lo condenaban a la guillotina -, vivió de aquí para allá en constante agitación revolucionaria.

Parece ser que su escaso tamaño y su fealdad eran proverbiales : Chateaubriand lo llamó “sabio inmundo y aborto lleno de ingenio”, pero suplía tales carencias con su talento y otras cualidades. El doctor Marañón, en su estudio sobre él señala : “Corresponde a cierta especie de enanos en los cuales la exigüidad de la talla tiene otras compensaciones anatómicas, que les permiten extrañas victorias en la amorosa lid”.

Hombre inteligente, con unas muy interesantes cualidades literarias, su ideario y su carácter le perdían. La sociedad â€" ni siquiera la francesa, curada de espantos con la Revolución -  no comprendía sus exabruptos. Se podía ser anticlerical, criticar el oscurantismo y atacar a la monarquía absoluta y a los reyes, pero dentro de unos mínimos parámetros de moderación.

Su admiración por la cultura francesa y por las tesis revolucionarias le hicieron permanecer durante la Guerra de la Independencia al lado de los franceses, como otros muchos españoles. Algunos por puro oportunismo y afán de medro personal, pero otros de buena fe, ya que consideraban que los galos traerían a España la modernidad y acabarían con el oscurantismo absolutista. En esa tesitura se vieron otros ilustres literatos, como Blanco-White, Meléndez Valdés, Moratín, etc. De cualquier modo, esa toma de partido les acarrearía durante mucho tiempo el desprecio de los españoles, que los tildaron de “afrancesados“.

En cualquier caso, parece que los excesos revolucionarios que presenció â€" y padeció - atemperaron, en sus últimos años, su furor ideológico. Fue, como decíamos una persona adelantada a su época.

Imagen Rousseau: Maarten van Vliet en Wikipedia
Imagen Inquisición: Adam Fannes en Wikipedia
Imagen Libertad: Anetode en Wikipedia
Imagen Bastilla: Dodo en Wikipedia



Escuchando la mandolina de un sacerdote budista de Li Tai Po


Li Tai Po (701-762 d.C.) escribe un poema de mucha paz, luminosidad y deja un espacio venerable para lo sagrado en la poesía con su poema Escuchando la mandolina de un sacerdote budista. El Budismo es un poco más antiguo que el taoísmo y pudieron coexistir en tolerancia en el territorio chino. Prueba de ello es la espiritualidad de Li Po que refleja su respeto por el budismo, el cual también le permite alcanzar la paz, el gozo de la música sacra y lavar su espíritu de los avatares de la vida.

En este poema, el poeta es amigo de un monje budista que le dedica una melodía capaz de purificar su espíritu, al mismo tiempo que contempla el paisaje bajando una montaña. La melodía recrea la naturaleza, objetivo primario del arte, imitando el sonido de un bosquecillo movido por el viento. El poeta en su concepción taoísta recupera la vitalidad de su Chi o energía vital, pasando del gozo de la música, a la contemplación del paisaje y a la fusión con la naturaleza.

Mandolina

Mandolina

La tolerancia: Li Tai Po fue un poeta vidente, lleno de una gran espiritualidad que volcó en sus poemas. Como ambas religiones en China compartieron el mismo tiempo de desarrollo, Li Bai, asume la convivencia asentada en el imaginario colectivo del pueblo chino. El aporte de este poema es expresar la tolerancia desde el arte, que puede guardar un espacio puro y limpio para lo sagrado. Li Bai un taoísta es amigo de un sacerdote budista quien le dedica una hermosa y apacible melodía.

La melodía de la mandolina se une con las campanas de un templo budista, alcanzando un ambiente de paz total. Hay mucha limpieza de espíritu en este poema y un propósito de comunicar la interacción entre todas las religiones. El budismo y el taoísmo tienen procesos de meditación similares. En China han contribuido juntos al desarrollo de la cultura, por ejemplo, el templo Shaolin fue fundado por el monje budista Bodhidarma, quien aportó ejercicios de meditación y defensa a los Shaolin.


La libertad para el arte es otro síntoma inequívoco de tolerancia, ya que las tradiciones han convivido y se han encontrado en paz. El propósito del sacerdote budista y de Li Po es integrarse al universo, armonizar con la naturaleza, por ello las formas distintas de expresión religiosa son respetadas y consideradas válidas para este fin. La música usada para fines religiosos en oriente persigue sonar como la naturaleza y el universo, esto es la búsqueda del Om, el sonido único de la vitalidad del cosmos.

La espiritualidad en el descanso: El sacerdote baja la montaña rumbo al poniente, su melodía avanza en el tiempo hasta llegar al crepúsculo, hora de descanso y relajación. La calma es una condición indispensable para la espiritualidad en el taoísmo y el budismo. Esta religiosidad busca la comunión con el universo, sentir el Chi, lo que Li Po también indicó en su poema Mientras bebo solo a la luz de la luna, que muestra que Li Po trascendía cualquier actividad por el misticismo.

Buddha

Buddha

El bosque es otro escenario lleno del influjo del Chi para el taoísmo y el budismo, la suma de seres vivos, animales y vegetales, en actividad o en reposo se siente como la comunicación de la energía vital de la naturaleza para el artista, quien expresa la continuidad de la vida, altamente valorada para Li Po, para el taoísmo y el budismo. A la hora de descanso, el poeta se siente revitalizado, pero más aún purificado de las contingencias de la vida cotidiana, receptivo para todo lo espiritual.

El arte de Po como la música del sacerdote budista tienen el fin de elevar espiritualmente al receptor. Este estado requiere un esfuerzo de voluntad, de disposición a dejarse llevar por lo bueno y noble, y en la cultura china es una predisposición que se asume innata en el ethos de su pueblo. El budismo busca despertar en el hombre esta actitud para lavar su corazón como en las aguas de un río, logrando que su ser fluya en armonía con el ser del universo y se sienta en paz en el tiempo y espacio que vive.

La música logra la armonía: En occidente también los pitagóricos pensaron en la música de las esferas celestiales era alcanzada mediante procedimientos místicos y que correspondía al orden que se apreciaba en la naturaleza y se expresaba por las matemáticas y la física. La música ha acompañado varias formas de meditación y espiritualidad de los chinos, como en el caso del Tai Chi Chuan, en que danzas largas y reposadas se efectúan al ritmo de música taoísta.

Alma inmortal del taoísmo

Alma inmortal del taoísmo

La música propicia la actividad mental, estimula la imaginación y la visualización, así mientras está activo el oído del poeta, su mente agrupa las imágenes de un bosquecillo mecido dócilmente por el viento. La recreación de escenarios en la mente del poeta es un ejercicio que le mueve a descubrir su propio universo interior. El bosque se visualiza en meditaciones de Chi Kung o Quigong, donde el practicante debe permanecer de tres a cinco minutos en una sola posición sintiendo fluir su energía vital.

La cultura china hizo de la relajación un fin, lo consideró resultado de ejercicios respiratorios y mentales que brindan higiene al organismo y al espíritu. La música que logre este cometido debe ser actualizada clara, limpia y grata al oyente. Se valora tanto el arte como su efecto, el fin de relajar y apaciguar el espíritu hace a esta melodía elevada, digna de ser reconocida. El poeta no descuida el espacio para su vida espiritual, así mantiene el vínculo del arte con verdades trascendentes.

Conclusión: Li Tai Po libera su espíritu de tensión al escuchar la melodía que ejecuta un sacerdote budista. De inmediato siente que la música  comunica su ser con la energía vital del universo. La coexistencia de las religiones taoísta y budista se prueba de manera pacífica en una interacción para lograr los mismos fines espirituales como la compenetración del yo con la naturaleza, la visualización de escenarios agradables y recogedores como el bosque, todo ello en el único ethos de la cultura china.

Imagen Mandolina: Arent en Wikipedia
Imagen Buddha: QWerk en Wikipedia
Imagen alma taoísta: Nyo en Wikipedia



‘Tuareg’, de Alberto Vázquez-Figueroa


El género narrativo popularmente conocido como ‘best seller’ goza de mala fama. Ocurre como con la prensa rosa. Nadie la lee, pero se vende por millones. Afortunadamente, estas novelas son bastante mejores que la bazofia de ese tipo de ‘periodismo’ â€"aunque de todo hay- y más divertidas.

Una portada de la obra

Una portada de la obra

Lo que no debemos pretender es encontrar a Cervantes tras las páginas de estos libros. Son relatos amenos, de fácil lectura y para pasar un rato agradable, pero, en general, no pasarán a la historia de la literatura. De cualquier modo, cumplen una función estimable: la de aficionar a leer a personas que, en otro caso, probablemente no lo harían.

Esto no quiere decir que todos los ‘best seller’ sean de poca calidad. Hay algunos muy buenos â€"‘La sombra del viento’, por ejemplo, ha sido un auténtico superventas-, otros regulares, y, eso sí, algunos son pura afición a emborronar papel, que se vende gracias a polémicas ridículas.

Alberto Vázquez Figueroa (Santa Cruz de Tenerife, 1936), autor de ‘Tuareg’, se encuentra, a nuestro juicio, más cercano a los primeros, con el mérito añadido de ser un precursor del género en nuestro país. Además, su obra alcanza ya unas dimensiones considerables â€"más de cincuenta novelas- y su vida es, de por sí, novelesca. Ayudante de Jacques Cousteau, corresponsal de guerra en varios conflictos, inventor, ha recorrido el mundo varias veces.


Además, ha tenido el valor de hacer lo que otros escritores no hacen. Oímos con mucha frecuencia a escritores que, entre llantos, se quejan de que los libros son muy caros y que así no hay forma de aficionar a la gente a la lectura. Pero no renuncian a nada para mejorar esta situación. Pues bien, Figueroa ha tenido la valentía â€"que suponemos le habrá procurado el odio de muchos colegas- de colgar sus libros en la Red, permitiendo su descarga gratuita, a través de su blog. Incluso permite que los periódicos las publiquen por entregas sin recibir dinero a cambio.

Un antiguo campamento tuareg

Un antiguo campamento tuareg

Así sí se fomenta la lectura, aunque tampoco era necesario regalarlos. Lo normal sería que tuvieran un precio asequible y, sobre todo, que el Estado -que somos todos para pagar, pero no para recibir- reduzca los brutales impuestos que tiene el libro y que las editoriales sean más humildes en sus beneficios. Pero esto es predicar en el desierto, así que vamos a la obra.

‘Tuareg’ fue publicada por vez primera en 1980 y es, sobre todo, una novela de aventuras. Pero en ella ejerce, asímismo, un papel muy importante el honor. De hecho, toda la trama se desarrolla a causa de que su protagonista, el tuareg ‘inmouchar’ Gacel Sayah necesita cumplir con las leyes de su pueblo acerca de la hospitalidad para salvaguardarlo.

Gacel es, como decimos, un noble tuareg del Sahara, que vive tranquilo en compañía de su mujer e hijos, dedicado a la caza. Un día llegan dos desconocidos a su campamento, agotados por la dureza del desierto. Como mandan sus leyes, Gacel les brinda hospitalidad, proporcionándoles una jaima donde descansar. Durante la noche, llega un destacamento de soldados que matan a uno de sus huéspedes y se llevan al otro.

Retrato de un tuareg

Retrato de un tuareg

A partir de entonces, el único objetivo del tuareg será cumplir con sus tradiciones. Éstas dicen que las personas a las que se acoge están bajo la protección del anfitrión mientras permanezcan en su campamento. Por tanto, los soldados han roto esta ley, mancillando el honor de Gacel, que, para ser restaurado, exige vengar la muerte de uno y rescatar al otro.

Valiéndose de los ancestrales conocimientos de su pueblo, que les permiten moverse por el árido desierto con relativa facilidad, ejecuta su plan. Asesina a quienes los atacaron y rescata a su huésped, descubriendo que se trata de Abdul-el-Kebir, un alto dirigente opositor del país. Tras ponerlo a salvo, se dirige a buscar a su familia, pero ésta ha sido raptada por soldados.

Para que sean liberados, Gacel amenaza con matar al Presidente, pues cree que la orden de capturarlos procede del Gobierno. Como no logra su objetivo, se propone ejecutar su amenaza, pero, herido en un control de policía, tiene que posponerla. Mientras se recupera de sus heridas, piensa en volver a su mundo. Pero la comitiva presidencial se cruza en su camino y se produce el desenlace, que, por cierto, no es el esperado y resulta sorprendente e irónico.

Como podemos apreciar, la narración tiene un ritmo vertiginoso, lleno de aventuras y peripecias, que no permiten al lector aburrirse. El relato es, por tanto, muy ameno y resulta difícil desprenderse del libro. Si hubiera que ponerle una objeción, ésta sería el exceso de violencia, pero en un mundo tan duro como el de los habitantes del desierto nos parece totalmente verosímil.

Mapa del territorio tuareg

Mapa del territorio tuareg

Por otra parte, Figueroa gusta de documentarse para escribir sus relatos y ello se nota. A lo largo de la obra asistimos a una amplísima muestra de las costumbres, tradiciones y hábitos de vida del pueblo tuareg, guerrero y noble, cuyas leyes se hallan al margen de los modernos repartos territoriales de la descolonización (de hecho, Gacel desconoce que la dominación francesa ha terminado y ahora pertenece a otro país).

El lenguaje es sencillo y directo, como corresponde a este tipo de relatos y contribuye a la velocidad con que se suceden los acontecimientos. No cabe duda de que el autor es un especialista en la redacción de ‘best sellers’.

No obstante, contra lo que pueda pensarse, no nos encontramos ante una obra superficial, como muchas otras del género â€"no nos resistimos a recordar a Dan Brown, cuya superficialidad es proverbial-, sino que posee un bagaje importante en lo que respecta a su tratamiento del pueblo tuareg y sus costumbres. Al parecer, Figueroa lo conoce bien. Por otra parte, no puede negársele al autor el oficio: experimentado en mil batallas y con una carrera a sus espaldas considerable, esta veteranía se nota en el relato.

Por tanto, se trata de una obra estimable, de lectura sencilla, muy amena y que hará las delicias del aficionado a las narraciones de acción y de quiénes gusten de conocer otras culturas y pueblos.

Fotos: Portada: tomada de Iberlibro | Campamento tuareg: Secisek en Wikimedia | Retrato de un tuareg: Magnus Manske en Wikipedia | Mapa territorio tuareg: Mark Dingemanse en Wikipedia



More Recent Articles



Click here to safely unsubscribe now from "LeerGratis.com" or change your subscription or subscribe

 
Unsubscribe from all current and future newsletters powered by FeedBlitz
Your requested content delivery powered by FeedBlitz, LLC, 9 Thoreau Way, Sudbury, MA 01776, USA. +1.978.776.9498

 



¡Obtén la mejor experiencia en la web!
Descarga gratis el nuevo Internet Explorer 8
http://downloads.yahoo.com/ieak8/?l=e1

Permalink :: Comentar | Referencias (0)

RE: [Novedades] Un Lugar en Santiago

Por Pilauco - 16 de Mayo, 2009, 2:00, Categoría: General

A ver ... a ver...
Escritores.cl

 

Un Lugar en Santiago
donde compartir sobre Literatura

 

 



¿Quieres conocerte mejor? ¡Conoce lo que Windows Live tiene especialmente para ti!

Permalink :: Comentar | Referencias (0)

Blog alojado en ZoomBlog.com