Calendario

<<   Junio 2009  >>
LMMiJVSD
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30      

Categorías

Sindicación

MIS OTROS BLOGS

Alojado en
ZoomBlog
 

5 de Junio, 2009

10 nuevos articulos!!

Por loboveloz - 5 de Junio, 2009, 23:53, Categoría: General


Your FeedBlitz Updates

 

"LeerGratis.com" - 10 new articles

  1. ‘Ella, que lo tuvo todo’, de Ángela Becerra
  2. ‘Los borrachos de mi vida’, de Nuria Labari
  3. ‘El resto es silencio’, de Carla Guelfenbein
  4. ‘Hajime no Ippo’, de Jyoji Morikawa
  5. ‘Soul man’, de José María Mijangos
  6. ‘Pequeño hombre, ¿y ahora qué?’, de Hans Fallada
  7. ‘El puente de los judíos’ de Marti Gironell
  8. ‘Nadie debería matar en otoño’ de José Luis Ibáñez
  9. Mariano José de Larra
  10. La vid de la muerte, de Akiyuki Nosaka
  11. Search LeerGratis.com

‘Ella, que lo tuvo todo’, de Ángela Becerra


En este mundo deshumanizado en que vivimos, en el que cada uno va a su aire, es inevitable que el escritor reflexione sobre el discurrir de la vida, sobre los éxitos y los fracasos, y sobre el sentido de la existencia. Se trata de una nueva suerte de existencialismo no transcendente, sino cercano y asentado en el día a día.

Portada de la novela

Portada de la novela

La desazón ante una realidad vacía, la sensación de fracaso vital, el replanteamiento de los proyectos personales o la sensación de soledad llenan páginas y más páginas de los libros que hoy se editan.

Por este camino discurre, a nuestro modo de ver, ‘Ella, que lo tuvo todo’, de Ángela Becerra (Cali, Colombia, 1957). Publicista de éxito, Becerra decidió abandonar su trabajo en el año 2000, para dedicarse a su pasión: la escritura. Fruto de este valiente giro han sido ya varios libros de no escaso éxito, que le han proporcionado premios como el Azorín, en 2005, y el Iberoamericano Planeta-Casa de América de Narrativa, en 2009.

Desde el volumen de poemas ‘Alma abierta’ ha dado a la luz novelas como ‘De los amores negados’, ‘El penúltimo sueño’ y ‘Lo que le falta al tiempo’ y, ahora, aparece ‘Ella, que lo tuvo todo’ (Editorial Planeta, 2009).


Es éste un relato de cierta extensión -424 páginas- que nos presenta a una mujer, Ella, que se dedica a la literatura. Pero, tras sufrir un grave accidente, deja de escribir. En plena crisis de identidad, emprende un viaje a la ciudad del arte, a Florencia, en busca de una historia que le contó su padre y que ella espera le inspire una novela y le devuelva, así, su fuerza para escribir.

Una vista de Florencia

Una vista de Florencia

Allí trabaja restaurando libros y visita, cada tarde, una antigua librería en el Mercato Nuovo, donde se encuentra con su dependiente, un hombre tan solitario y misterioso como ella. Pero pocos saben que lleva una doble vida: en su afán por salir de su apatía vital, crea un personaje enigmático, una suerte de cortesana, ‘La Donna di Lacrima’, que recibe en un lujoso piso a hombres solitarios que le cuentan sus penas y buscan su cuerpo.

Como vemos, nos encontramos ante un personaje –desconocemos si autobiográfico- que ha perdido su camino vital y se halla desnortado en un mundo hostil. Por ello, busca encontrar el verdadero sentido de su vida y lucha por hallar la felicidad. Se trata, en suma, de un conmovedor relato cargado de sensualidad y bastante bien escrito, aunque, a nuestro juicio, demasiado extenso con relación a su argumento.

Fotos: Portada: tomada de la librería on line de El Corte Inglés | Florencia: Shizhao en Wikipedia



‘Los borrachos de mi vida’, de Nuria Labari


Cada vez es mayor el número de jóvenes que se lanzan al mundo de la literatura. Y, como es lógico, escriben sobre lo que mejor conocen, que es su vida cotidiana, sus trabajos en precario, sus hipotecas, sus relaciones sociales, sus salidas nocturnas y sus pequeños o grandes vicios. En resumen, su supervivencia en un mundo al que acaban de incorporarse y que no es nada fácil.

Nuria Labari

Nuria Labari

Por este camino discurre ‘Los borrachos de mi vida’, de Nuria Labari (Santander, 1979). Licenciada en Ciencias Políticas por la Universidad del País Vasco, estudió también Relaciones Institucionales en el Instituto Universitario Ortega y Gasset y Creación Literaria en la Escuela Contemporánea de Humanidades, en Madrid. Como vemos,  al igual que tantos otros jóvenes de su generación, preparación no le falta. Se ha dedicado al periodismo, trabajando en la revista ‘Marie Claire’ y en la web de información de El Mundo. En la actualidad, es redactora jefe de ‘Telecinco.es’.

‘Los borrachos de mi vida’ es su primera obra publicada. Ha obtenido el VII Premio de Narrativa de Caja Madrid y ahora la Editorial Lengua de trapo la ha puesto en el mercado. Son 192 páginas que contienen relatos cortos.


En cada uno de ellos, se nos presenta a jóvenes que se enfrentan por vez primera a un mundo hostil que exige una dureza y una capacidad de respuesta que irán aprendiendo a golpes. Temas como la soledad, el desamor o la repetición de errores, de los que no se aprende, conforman su devenir, a la vez que los van convirtiendo en nuevos supervivientes de esta sociedad que devora a sus criaturas a poco que se descuiden.

Portada del libro

Portada del libro

Cada relato es una suerte de problema vital al que los protagonistas tendrán que aprender a enfrentarse y a superarlo, a riesgo de que, de no hacerlo, las heridas de la batalla terminen por aniquilarlos. No obstante, no se hallan exentos de ternura y de una humanidad comprensiva.

Para los más jóvenes, este libro será un manual -no exento de humor- y un aviso para navegantes de lo que les espera. Y, para los más mayores, su lectura supondrá un ejercicio de memoria de lo que han vivido y, en muchos casos, disfrutado o sufrido.

Sin duda, a la autora no le faltan cualidades narrativas y sentido literario. En un estilo fresco y suave, va narrando las peripecias de estos jóvenes aprendices. Para ser su primera publicación, emana una cierta voz propia y cualidades para la literatura.

Fotos: tomadas de la web de la editorial.



‘El resto es silencio’, de Carla Guelfenbein


"El resto es silencio (2008)"

"El resto es silencio (2008)"

La escritora chilena Carla Guelfenbein (Santiago de Chile, 1959) ha publicado tres novelas para Editorial Planeta, la más reciente se titula ‘El resto es silencio’(2008) y se encuentra publicitada en el portal de novedades de Planeta. Carla Guelfenbein es bióloga de la universidad de Essex y diseñadora de School of Arts de Londres, pero en entrevistas se ve que en su propio país tiene que defenderse de las acusaciones de tener un mal estilo, hacer sub literatura, proclamar que sus obras son best sellers, y que su narrativa es muy sentimental, hasta superficial.

Este tiempo editorial es de apertura para muchos autores que tienen la disposición a la escritura como oficio, sean o no consagrados. Esta novela trata de una familia sumida en un proceso de incomunicación, a saber Juan, viudo, vuelto a casar, cirujano exitoso que tiene responsabilidad en el suicidio de su primera esposa, ha mentido a su hijo Tommy de 12 años, enfermo del corazón quien descubre que su madre no murió por una enfermedad y este hallazgo lo hará más larvado y traumatizado, completa el trío Alma, la madrastra adúltera.


La debilidad de las personalidades sume a los personajes en la incomunicación

"Carla Guelfenbein"

"Carla Guelfenbein"

Juan es el personaje con mayor responsabilidad en el conflicto, al punto de sufrir la sanción del relato de ser engañado por Alma, con un antiguo amor, Leo. En este punto hay cierta conexión con el ginocentrismo o celebración de la mujer que no tolera soportar a un hombre que no la complace afectivamente y opta por la solución de seguir viviendo a cualquier precio. El medio cotidiano es una pantalla al enfriamiento del vínculo entre este trío de personajes, del cual Tommy es el mayor perjudicado, quien tiene que manejar el nuevo hallazgo de la verdad.

Habría cierta cosmovisión femenista al presentar a un protagonista frágil, no por un prejuicio sexista, sino por una mayor identificación con la mujer, Tommy es delicado, su falta de vitalidad lo hace introvertido, por ello su punto de vista, más reflexivo, a pesar de su edad, será el privilegiado en la narración. Tommy tiene que averiguar sobre la responsabilidad de su padre en el suicidio de su madre, ese último conocimiento será el que deteriore más la relación con su progenitor, hasta quedar ellos en un silencio intolerable y dañino.

Conclusión
Esta novela recrea las complicaciones que pueden haber en conflictos de forma doméstica y cotidiana pero que adquieren más profundidad porque llevan a la base de las relaciones humanas que cuando poseen fisuras, encierran el potencial para quebrar el orden de un núcleo familiar y el peligro de resentir irreconciliablemente a sus miembros.

Imágenes:

El resto es silencio en Buscalibros

Carla Guelfenbein en Saborizante



‘Hajime no Ippo’, de Jyoji Morikawa


"Hajime no Ippo, número 1 (1989)"

"Hajime no Ippo, número 1 (1989)"

El manga japonés ha creado interesantes historias de adolescentes con una vida complicada, atribulados por la presión de un grupo social inflexible, que será el inicio de una motivación a un cambio trascendental en sus ocupaciones. ‘Hajime no Ippo‘ es un manga que aparece en 1989, del autor Jyoji Morikawa, quien además de ilustrador es manager de boxeo. Este cómic continúa hasta la fecha publicado por Shonen magazines. Los 7 primeros capítulos son formativos e ilustran la entrada al boxeo del tímido Ippo Makunoichi para cambiar su destino.

Ippo es golpeado por unos matones que se burlan de su oficio de vendedor de artículos para la pesca como gusanos y hielo, con lo que ayuda a su madre. Es pequeño pero tiene una buena estructura muscular, esto lo descubre Takamura San, su primer entrenador de boxeo, que lo conoce al salvarlo de los matones a la salida de su colegio. Takamura le da un reto: coger 10 hojas en la mano mientras golpea frente a un árbol, le enseña, pero a su pedido de querer ser un profesional como el mismo, lo llevará a la escuela de boxeadores del anciano Kamogawa.


Una andanada de golpes como ceremonia de iniciación
Cuando Takamura lleva a Ippo a la escuela de profesionales, Kamogawa propone que pelee con otro chico de 16 años, como Ippo, pero más grande y fuerte, Ichirou Miyata. Ippo llegará hasta el último round inspirado en la leyenda de Mike Tyson, pero perderá a pesar de las instrucciones de Takamura, aunque no en vano porque los maestros del lugar lo aceptan como pupilo con la esperanza de que obtenga su licencia profesional a los 17 años de edad. En ese tiempo de entrenamiento llegará a hacerse amigo de Ichirou y sintonizar con los otros chicos.

Esta historieta ha impactado por el deseo de superación del protagonista, sus imágenes bien delineadas muestran la agresividad y acción del boxeo con brazos pasados surcando el aire o puños remeciendo al rival, gestos de tensión, ira o frustración, hay humor también; las bocas ampliamente abiertas del manga para dar énfasis a las líneas de los personajes y un acertado empleo del blanco y negro. Este podría ser un cómic de aprendizaje donde a Ippo le cuesta adquirir la agresividad necesaria pero empeñará hasta la última gota de sudor en llegar a campeón.

"Ichirou Miyata derrota a Ippo"

"Ichirou Miyata derrota a Ippo"

Conclusión
El inicio de l adolescente Ippo es narrado como una aventura épica, sin descuidar el humor. Bajo su apariencia de niño inofensivo, guarda el potencial de campeón, una pegada y técnica por depurar y trabajar cual diamente en bruto. Este cómic ha pasado de los 800 números hoy en día.

Lectura del cómic | ‘Hajime no Ippo’, de Jyoji Morikawa en Onemanga

Imágenes:

Hajime no Ippo número 1 en Onemanga

Ichirou versus Ippo en Onemanga



‘Soul man’, de José María Mijangos


Si hay una aportación destacable al género novelístico por parte de la literatura española –en tanto género literario, no nos referimos a los grandes narradores que nuestras letras han dado-, ésta es, sin duda, la creación de la novela picaresca. En efecto, la tradición picaresca es puramente autóctona y, desde el ‘Lazarillo de Tormes’ han sido muchos los pícaros que la narrativa española ha aportado.

Portada de 'Soul man'

Portada de 'Soul man'

Bien es verdad que –hoy día- ya no se trata de aquellos individuos que vivían al borde del delito, cuando no plenamente dentro de él, sirviendo a amos explotadores. En buena lógica, pues la sociedad ha evolucionado, los pícaros actuales son personajes que malviven desempeñando míseros trabajos y al margen de la sociedad, son perdedores cuya vida ha ido de fracaso en fracaso. Por poner algún ejemplo, podríamos citar al Pascual Duarte de Cela o al Onofre Bouvila –en los años de su llegada a Barcelona- de ‘La ciudad de los prodigios’, de Eduardo Mendoza.

Sin duda, esta tradición pervive hoy y uno de sus principales cultivadores es José María Mijangos, novelista aún no muy conocido pero que, probablemente, lo será a no mucho tardar. Mijangos (Barcelona, 1965) ha trabajado como redactor de novelas románticas para editoriales populares, lo cual ha curtido su técnica narrativa de modo importante. Además, ha trabajado como guionista ocasional para una productora.

Su primera novela fue ‘El rey de la prosperidad’ (1999), a la que siguieron ‘Curso de asesinos por correspondencia’ (2003) y ‘Braille para sordos’ (2006). Ésta última, subtitulada ‘La vida de Edelmiro Esteban, escritor por encargo’, cuenta el encuentro del narrador, Martín, un autor plagiario que malvive como dependiente en una librería de segunda, con Edelmiro –o ‘Edel Stephen’- un escritor de novelas policiacas baratas que ha gozado de cierto prestigio en el pasado. Pero, sobre todo, es un retrato costumbrista de la España de los años cincuenta, cargada de bohemia y picaresca.


‘Soul man’ (2009) es su última entrega. En ella, nos presenta a un americano –Cleophus Brown- que aterrizó en España en los años sesenta y creó un grupo musical de algún éxito, aunque efímero, y que ahora sobrevive como reponedor de supermercado. Al escuchar una de sus canciones en el hilo musical, se propone reverdecer viejos laureles, pero se encuentra con un mundo musical corrupto que le ha robado los derechos de autor y que coarta toda independencia al artista.

Actuación de un grupo musical

Actuación de un grupo musical

El relato presenta un humor brutal, desternillante en ocasiones, pero que trasluce la tragedia de un perdedor. El autor muestra preferencia por estos personajes que han perdido su tren y malviven en cualquier empleo. La prosa es, con frecuencia, no menos sarcástica y dura. Además, la obra trae consigo un regalo para los nostálgicos de los sesenta, pues realiza un recorrido por todos aquellos grupos musicales de pioneros.

Fotos: Portada de ‘Soul man’: Tomada de la web de Lenoir | Grupo musical: Sacavem 1 en Wikimedia



‘Pequeño hombre, ¿y ahora qué?’, de Hans Fallada


Hans Fallada es uno de los principales narradores alemanes de los convulsos principios del siglo XX, junto a Thomas Mann, su hermano Heirich, Herman Hesse y unos pocos autores más. Su obra ‘Pequeño hombre, ¿y ahora qué?’ es considerada por la crítica un clásico de la literatura alemana del siglo XX y recientemente se ha reeditado en castellano.

Portada de una edición de la obra

Portada de una edición de la obra

Fallada, cuyo verdadero nombre era Rudolf Friedrich Wilhelm Ditzen, tomo su pseudónimo de los cuentos de los hermanos Grimm. Nacido en Greifswald, en 1893, fue una personalidad  problemática: aunque provenía de una familia de clase alta -su padre era juez del Tribunal Supremo-, arrastró durante toda su vida la adicción a las drogas y visitó más de una vez centros psiquiátricos e incluso la cárcel.

Por si ello fuera poco y, aunque en principio no fue visto con buenos ojos por los jerifaltes nazis, que prohibieron sus obras, posteriormente fue admirado por el mismísimo Goebbels, quién le encargó una obra que exaltase a la nación alemana y a la raza aria.

Como después abominó del nazismo, con el fin de la guerra y la caída del régimen, Fallada fue aclamado como un héroe y nombrado Alcalde interino de la ciudad de Feldberg. Personalmente, aunque comprendemos que el miedo es muy humano, despreciamos a quienes cambian oportunamente de bando según les convenga, sobre todo, habida cuenta de que otros muchos, por no hacerlo, se convierten en víctimas.


‘Hombre pequeño, ¿y ahora qué?’ fue publicada por vez primera en 1932, un año antes de la llegada de Hitler al poder y hoy es considerado un clásico. Cuenta la historia de Johannes y Emma, una joven pareja que, cuando ella se queda embarazada, deciden casarse. Él consigue un precario trabajo del que no tardan en despedirle. Entonces su madre promete ayudarles en Berlín, adonde se trasladan, pero ésta no cumple su palabra y deben arreglárselas por sí mismos. Todo ello con el transfondo de la época de la República de Weimar, que el autor describe –sobre todo su caída- de forma pormenorizada.

Leipzig, donde Fallada residió desde 1909

Leipzig, donde Fallada residió desde 1909

Fallada es un gran escritor, de una prosa depurada y de excelente calidad, pero, a nuestro juicio, el gran mérito de esta novela es su carácter documental, pues nos muestra toda la enorme problemática que vivió Alemania tras la Primera Guerra Mundial y que permitió que emergiera y se consolidara el nazismo. Sin duda, su lectura nos permitirá comprender mejor las circunstancias que abocaron al país a un nuevo desastre.

Fotos: Portada: tomada de Editorial Maeva | Leipzig: Jan Arkestein en Wikipedia



‘El puente de los judíos’ de Marti Gironell


"El puente de los judíos"

"El puente de los judíos"

Marti Gironell (Besalú, 1971) da protagonismo a su ciudad natal en la historia de la construcción de un puente que servirá de defensa y asegurará el futuro del comercio de la ciudad en 1301. Muchas familias necesitan que sea viable su construcción como la del rico y próspero pañero Ramón de Roure, a punto de casar a su hija Agnes. El puente cuenta con el privilegio real de Jaime II, es encargado por el conde Berncot II de Tallaferro al maestro constructor de Perpignan Primo Lombardo, quien recibirá el apoyo de los judíos en su obra.

El conde de Ampurdin, rival del de Besalú se opondrá a la construcción y hasta se organizarán conjuros de magia negra para desgraciar la empresa. En un ambiente donde los judiós no eran bien vistos y oscilaban entre la traición y la fidelidad a la ciudad en esa etapa de conflicto; el romance entre la bella judía Jezabel y el hijo del maestro constructor Ítram Lombardo terminar de ganar las simpatías de esta etnía para la construcción del puente, y salvan el futuro de la ciudad. Como en ‘La Venganza del Bandoler’, Gironell ha recurrido a la documentación histórica.


El protagonismo del puente y su constructor
La época del relato refiere un tiempo en que los ciudadanos podrían tener ingerencia en el progreso o estancamiento de las obras públicas. Para todo Besalú es conocida la rivalidad con el conde Hug, señor de Empúries, solo las rencillas con los judíos entorpecen la culminación del puente. Gironell fue guía turístico de Besalú, por ello conoce detalles que puede llevar a su narrativa para dotarla de interés y personificar en el puente el empeño de progreso y el deseo de supervivencia de la comunidad. Los judíos serán coprotagonistas por su participación decisiva.

En estos tiempos se recuerda con la narrativa la marca étnica que existía en España para con moros y judíos, lo que no era peyorativo, pero si una forma de mantener distancia y enfriar un proyecto de integración nacional y regional necesario. Recordemos que los judíos se han agrupado en los países que emigraron en juderías, dedicados al comercio y al préstamo, acatanado las leyes de los países que los recibían pero manteniendo una considerable independencia cultural, reforzada por la tendencia a la pureza etnica con la endogamia.

"Marti Gironell frente al puente de los judíos."

"Marti Gironell frente al puente de los judíos."

Conclusión
Marti Gironell ha logrado aciertos en la novela histórica, llevando personajes a contextos de tensión social donde siempre hay un grupo importante que oscila entre dos bandos. Esta novela tiene a varios personajes cuyo futuro y prestigio dependen de la realización del puente, que compartirá protagonismo con la etnia que ayuda a su construcción.

Imágenes:

El puente de los judíos en Libreriasnobel

Marti frente a puente en Manelharo.blogspot



‘Nadie debería matar en otoño’ de José Luis Ibáñez


"Nadie debería matar en otoño (2007)"

"Nadie debería matar en otoño (2007)"

José Luis Ibáñez (Barcelona, 1961) resultó finalista del premio Juan Tigre en 2008 por su novela ‘Nadie debería matar en otoño’, relato policial situado en Barcelona de 1936, que plantea la investigación de la tortura y muerte de tres anarquistas, encargada por el dirigente anarquista Juan García Olivares al detective Toni Ferrer, personaje que hace su primera aparición en la ficción. Las aventuras de Ferrer continúan en ‘También mueren ángeles en primavera’ (2009) y deja abierta la posibilidad de una tetralogía con una novela situada en verano y en invierno.

Esta novela está ambientada en tiempos de agitación política para España, son los inicios de la dictadura de Franco, y los disturbios donde se ven implicados anarquistas, comunistas y las fuerzas armadas para reprimir a los revoltosos. Los lectores de esta primera entrega leen con mucho interés la segunda aventura de Toni Ferrer, quien debe mostrar sus credenciales como detective eficaz, demostrarse implacable con funcionarios  corruptos y criminales, junto a la función de hacer participar a la ciudad de Barcelona de sus hazañas y darle protagonismo.


Los crímenes son consecuencia de la guerra civil
La novela negra muestra crímenes como eje de atracción al lector, y la documentación sobre la guerra  le da más interés por tener que competir con un fondo histórico conocido, donde no se puede cambiar lo sustancial, sino usarlo de contexto. El líder anarquista llegará a ser ministro de justicia, este evento abre las posibilidades de infiltración de este personaje y su bando en la derecha gobernante, por causas tan oscuras como las razones del asesinato de los tres anarquistas en otoño. Ferrer debe proseguir la investigación superando la distracción del amor.

A Toni Ferrer se le presentará una antigua enamorada, Regina, quien coadyuvará a mostrar el lado humano del detective, su impulso hacia el Eros en una actividad donde predomina la muerte. En esta investigación Ferrer se arriesga contra bandos enquistados en el poder, armados hasta los dientes y con influencias que le obligarán a hilar fino para resolver el caso. La complicación para un detective es la frustración, ya que como no es juez en lo civil, la corrupción del gobierno podría desbaratar su esfuerzo de ubicar y pelear contra los asesinos.

"José Luis Ibáñez"

"José Luis Ibáñez"

Conclusión
La historia puede competir con la ficción, cuando un relato deja su versión idealizada de los hechos y se hace canónica, pero también puede ayudarle a dar profundidad a eventos y personajes brindando un marco histórico conocido. En las dos aventuras de Toni Ferrer hay una interpretación de la historia, que otorga un fondo social y político capaz de complicar la misión del protagonista.

Imágenes:

Nadie debería matar en otoño en Mielibro

José Luis Ibáñez en Negraycriminal



Mariano José de Larra


El género periodístico, tal como lo entendemos hoy, se inicia a mediados del siglo XVIII, en Inglaterra y Francia. En nuestro país, aunque también tenemos ejemplos de esa época – con periódicos como “El Censor” y precursores como Rubín de Celis y Nipho - , los principios de un periodismo profesional, con fines mercantiles, se da fundamentalmente a partir de 1.820.

Mariano José de Larra

Mariano José de Larra

Es, efectivamente, en esos años, cuando la prensa deja de ser sólo meramente informativa y añade a sus contenidos, el artículo de opinión, tan común en nuestros días en cualquier rotativo.

Y, en ese nacimiento ejerce papel fundamental un escritor que personifica como pocos el Romanticismo : Mariano José de Larra. Enfermo toda su vida de esa desazón tan característica del hombre de la época, el cual no encuentra su lugar en el mundo, acabará – como tantos otros jóvenes – suicidándose, aparte los motivos personales, como una última muestra de protesta ante su época.

Hijo de un médico afrancesado, nació Larra en Madrid, en 1.809. Con sólo cuatro años, hubo de exiliarse con su familia a Francia. Allí se educó y su formación en la cultura gala será una de las claves de su personalidad. Al regresar a España, en 1.821, tendrá que volver a aprender el castellano.


Su vida fue tan breve como intensa : viajes al extranjero, participación en política, estrenos teatrales, polémicas con otros escritores, su matrimonio fracasado con Pepita Wettoret y sus relaciones con Dolores Armijo, cuya definitiva ruptura fue la gota que colmó el vaso de su desesperación y el detonante del pistoletazo que acabó con su vida.

De ideas progresistas, escribió mucho y bien sobre política, atacando al carlismo y a los liberales moderados desde la prensa. En este sentido, puede ser considerado el primer periodista profesional de nuestro país, pues, durante una época, cobro muy bien sus artículos.

Romántico a fin de cuentas, no dejó de publicar versos, que no pasan de ser ensayos de circunstancias, algún que otro drama – “No más mostrador” y “Macías” – y una novela histórica – “El doncel de don Enrique el Doliente”-. Pero la gran contribución de Larra a las letras castellanas son, sin duda, sus artículos de costumbres, que inauguran el género, desde una perspectiva moderna en España.

Debemos precisar que, en esos mismos años, también publica sus “escenas”

José de Espronceda

José de Espronceda

Mesonero Romanos, pero éste es un costumbrista puro, en el sentido de mostrar de forma realista un cuadro de época, al modo de un fotógrafo ; en tanto que Larra alcanza una mayor profundidad : el cuadro de época que presenta le sirve como excusa para volcar sobre él su subjetividad y sus opiniones, las más de las veces satíricas.

Qué mejor ejemplo de lo que decimos que las palabras que su amigo Mariano Roca de Togores escribió en “El Español” como necrológica del escritor : “ Cada uno de esos artículos que el público lee con carcajadas eran otros tantos gemidos de desesperación que lanzaba a una sociedad corrompida y estúpida que no sabía comprenderle”.

O aquellas otras palabras que él mismo puso al final de su artículo “El día de difuntos” : “El frío de la noche helaba mis venas. Quise salir violentamente del horrible cementerio. Quise refugiarme en mi propio corazón, lleno no ha mucho de vida, de ilusiones, de deseos. ¡Santo cielo! También otro cementerio. Mi corazón no es más que otro sepulcro, ¿Qué dice? Leamos. ¿Quién ha muerto en él? ¡Espantoso letrero! “¡Aquí yace la esperanza!” ¡Silencio, silencio!”.

Pero no todo lo escrito por “Fígaro” – su seudónimo más popular – es tan triste. Existen artículos en que se ríe de la burocracia española, de los petimetres, de los falsos intelectuales (se ve que ya abundaban de aquélla, como hoy, aunque entonces seguramente habría menos) y de muchas otras figuras.

Pero siempre está presente en sus artículos esa visión pesimista que revela tristeza ante la situación del país. En este sentido, no nos resistimos a mostrar otro ejemplo. Se trata de un fragmento del artículo “Vuelva usted mañana”, en el que fustiga la pereza de los españoles y, sobre todo, a la burocracia de la administración.

Para ello, se inventa Larra a un amigo francés, monsieur Sans-délai, que ha venido a nuestro país a proponer una idea muy ventajosa para España. Para no hacer excesivamente larga la cita, la abreviaremos :

Estatua de Larra en Madrid

Estatua de Larra en Madrid

“ Para las proposiciones que acerca de varios establecimientos y empresas utilísimas pensaba hacer, había sido preciso buscar un traductor ; por los mismos pasos que el genealogista nos hizo pasar el traductor ; de mañana en mañana, nos llevó hasta fin de mes. Averiguamos que necesitaba dinero diariamente para comer, con la mayor urgencia ; sin embargo, nunca encontraba momento oportuno para trabajar.

El escribiente hizo otro tanto después con las copias, sobre llenarlas de mentiras, porque un escribiente que sepa escribir no le (sic) hay en este país”. No paró aquí ; un sastre tardó veinte días en hacerle un frac, que le había mandado llevarle en veinticuatro horas (…..) Sus conocidos y amigos no le asistían a una sola cita, ni avisaban cuando faltaban, ni respondían a sus esquelas. ¡Qué formalidad y qué exactitud!

Presentóse, con todo, yendo y viniendo días, una proposición de mejoras para un ramo que no citaré, quedando recomendada eficacísimamente.

A los cuatro días volvimos a saber el éxito de nuestra pretensión.

- Vuelva usted mañana – nos dijo el portero - . El oficial de la mesa no ha venido hoy.

- Grande causa le habrá detenido – dije yo entre mí. Fuimos a dar un paseo y nos encontramos, ¡qué casualidad!, al oficial de la mesa en el Retiro, ocupadísimo en dar una vuelta con su señora al hermoso sol de los inviernos claros de Madrid.

Martes era el día siguiente y nos dijo el portero :

- Vuelva usted mañana, porque el señor oficial de la mesa no da audiencia.

- Grandes negocios habrán cargado sobre él – dije yo.

Como soy el diablo y aún he sido duende, busqué ocasión de echar una ojeada por el agujero de la cerradura. Su señoría estaba echando un cigarrito al brasero, y con una charada del “Correo” entre manos que le debía de costar trabajo el acertar.

José Zorrilla

José Zorrilla

- Es imposible verle hoy – le dije a mi compañero - ; su señoría está en efecto ocupadísimo.”

Como hemos podido apreciar, Larra satiriza la situación, pero en el fondo no dejamos de apreciar una tristeza que podríamos llamar patriótica, en lo que critica.

Curiosamente, el funeral del periodista sirvió para dar a conocer a otro fenómeno de las letras hispanas, José Zorrilla, que leyó unos versos ante su tumba. De cualquier modo, la fama de Larra perduró y perdura. La generación del noventa y ocho lo convirtió en su guía y no es de extrañar : comparten la misma pasión española, el mismo descontento ante la situación del país e idéntico afán de renovación. Y, hoy en día, cualquiera que pretenda dedicarse al periodismo, no puede dejar de leer los escritos del romántico.

Imagen Larra: Joseluis bn en Wikipedia
Imagen Espronceda: Joseluis bn en Wikipedia
Imagen Estatua: Ecemaml en Wikipedia
Imagen Zorrilla: Joseluis bn en Wikipedia



La vid de la muerte, de Akiyuki Nosaka


Honegami Toge Hotoke-Kazura es el título de la obra que hoy nos acompaña; podríamos traducirla como La vid de la muerte, un cuento de Akiyuki Nosaka, alguien que escribe desde la amargura. Hijo adoptivo de una familia de la ciudad de Kobe, pasó su infancia bajo los bombardeos, que en 1945 mataron a su padre adoptivo. Sus hermanas murieron, una enferma y otra de malnutrición. Ingresó en un orfanato. La experiencia de la guerra, la miseria de la posguerra, y la desorientación de la sociedad japonesa ante los cambios sufridos a continuación marcan toda su obra, que suele contener elementos autobiográficos. Una de sus obras más conocidas, “La tumba de las luciérnagas”, es una novela que recibió una adaptación en forma de anime y que tiene mucho de autobiografía: ¿no os acordáis de la historia de dos niños huérfanos (chico y chica) que intentan sobrevivir en un Japón de 1945 cubierto de escombros? Sin duda un realto mágico.

Con la obra que hoy nos ocupa, Nosaka firma un texto a la vez fascinante y lleno de creatividad. La historia es un largo flash-back que comienza con la descripción de una mina de carbón, campamentos, barracas y la fauna que se encuentra en un pueblo minero de Japón. Una joven muchacha, hija del dueño de la mina, siente una admiración casi enfermiza por las flores que crecen sobre las tumbas. Rápidamente piensa que esta vid se alimenta con la carne y con la sangre de los muertos. Con su hermano, va a intentar un acto desesperado para que nazcan otras flores; harán el amor en el cementerio, después de esto, el hermano decide morir por amor. Una espléndida flor crecerá tras su defunción…

Este es el primer escándalo del libro: una relación incestuosa entre hermanos… Cada vez más fascinada por esa flor, la niña se convertirá en una mujer oscura y loca que forzará al pueblo entero a copular en el cementerio para sacrificar a los recién nacidos nueve meses después sobre las tumbas… un espléndido jardín nace después de este hecho en la siguiente primavera.



Akiyuki Nosaka

Akiyuki Nosaka

Como muchos novelistas japoneses, Nosaka mezcla la muerte y sexualidad sin pudor alguno. Esta lectura puede causar un bastante malestar en el lector pero la escritura es pura poesía barroca que nos envuelve en la locura de sus personajes.

Para los interesados en leer este libro, decir, que hay una traducción al francés titulada: “La vigne des morts sur le col des dieux décharnés” y al que acompaña “La pequeña vendedora de fósforos”; salido de la re-escritura en tono erótico del cuento de Andersen “La cerillera”. Una joven muchacha se prosituye las noches de invierno; en la oscuridad muestra a los adultos sus partes encendiendo una cerilla en la oscuridad. Secretamente está buscando a su padre…

En definitiva, estamos ante dos cuentos sórdidos que son fundamentales para los enamorados de la literatura japonesa.





Click here to safely unsubscribe now from "LeerGratis.com" or change your subscription or subscribe

 
Unsubscribe from all current and future newsletters powered by FeedBlitz
Your requested content delivery powered by FeedBlitz, LLC, 9 Thoreau Way, Sudbury, MA 01776, USA. +1.978.776.9498

 



¡Obtén la mejor experiencia en la web!
Descarga gratis el nuevo Internet Explorer 8
http://downloads.yahoo.com/ieak8/?l=e1

Permalink :: Comentar | Referencias (0)

Blog alojado en ZoomBlog.com